lunes, 4 de mayo de 2009

APOLO Y CASANDRA


Casandra, hija de Hécuba y Príamo, reyes de Troya, hizo un pacto con Apolo y le prometió su amor a cambio de un don de la adivinación. Éste la concedió el don pero ella se negó a cumplir con su parte del trato. Apolo se enfadó con ella y la castigó: hizo que nadie la creyera y así la tomaran por loca. Ella seguía teniendo el don pero nadie creía en sus pronósticos no pudiendo evitar así ninguna de las desgracias sucedidas en Troya.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada